Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Bolivia propone crear una organización de países productores de litio en Latinoamérica

El gobierno de Bolivia está llamando a sus vecinos productores de litio a seguir adelante con la idea de establecer una política en toda América Latina sobre la explotación del codiciado metal de batería.

La idea, parte de una iniciativa más amplia que involucra a Argentina, Bolivia, Brasil y Chile para formar un cartel similar a la OPEP, busca impulsar colectivamente el poder de negociación de estos países, dijo el presidente Luis Are en un discurso en La Paz.

“Debemos estar unidos en el mercado, de manera soberana, con precios que beneficien a nuestras economías, y una de las vías, ya propuesta por el presidente (de México), Andrés Manuel López Obrador, es pensar en una especie de OPEP del litio”, dijo Arce, según el diario local La Razón.

Bolivia posee los recursos de litio más grandes del mundo con 21 millones de toneladas, según el Servicio Geológico de EE. UU. El área de salinas en expansión conocida como el “triángulo de litio”, que incluye el norte de Chile y Argentina, tiene alrededor del 65% de los recursos conocidos del metal blanco en el mundo.

Si se añadieran las reservas potenciales peruanas, mexicanas y brasileñas, la región tendría cerca del 70% de las reservas mundiales de litio. Esto se traduciría en una reestructuración del escenario económico mundial en torno a la transición energética y brindaría una nueva y sólida fuente de ingresos para las economías latinoamericanas, según el Centro Latinoamericano de Estrategia para la Geopolítica (CELAG).

Bolivia, que casi no tiene producción industrial ni reservas comercialmente viables, firmó en enero un acuerdo con un consorcio que incluye al gigante chino de baterías CAT para extraer litio de sus salares de Uyuni y Oruro.

La sociedad otorgaría al grupo de empresas, que también incluye al gigante minero CMOC, los derechos para desarrollar dos plantas de litio.

Arce, que quiere industrializar el litio de Bolivia antes de que termine su mandato en 2025, expresó su preocupación por la intromisión extranjera en el negocio del litio, particularmente de Estados Unidos.

Las más leídas