Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Comunidad indígena presenta reclamación por proyecto de litio en Maricunga, de Codelco

La Comunidad Indígena Colla Pai Ote presentó una reclamación en contra del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), solicitud que fue admitida a trámite por el Primer Tribunal Ambiental de Antofagasta.

Se trata de una causa que pretende revertir la calificación favorable del proyecto minero Blanco, que tiene por objetivo extraer salmuera desde el Salar de Maricunga, para la posterior producción de carbonato de litio y cloruro de potasio, informó el diario El Mercurio.

En el escrito, los reclamantes aseguran que sus observaciones no fueron consideradas por el Servicio de Evaluación Ambiental y que tampoco se les hizo partícipe en la consulta indígena que realizó el organismo evaluador.

Esta organización ha intentado por varias vías detener el proyecto, sin tener éxito hasta el momento, y según se detalla en el documento, acusan que durante la evaluación ambiental del EIA (Estudio de Impacto Ambiental) “la autoridad ambiental no se reunió con las comunidades Colla que han hecho uso y ocupación ancestral del Salar de Maricunga y territorios aledaños (…) con el objeto de recoger sus opiniones, analizarlas y determinar la procedencia de la aplicación del término anticipado al procedimiento de evaluación”.

La iniciativa es una de las más importantes que se encuentran en desarrollo en el país vecino, y considera una inversión de más de US$ 500 millones.

El año pasado, tras obtener el último permiso sectorial, Codelco dijo que iniciaría mañana la habilitación de los accesos que le permitirán iniciar su campaña de exploración en el Salar de Maricunga.

Cabe recordar que la Política Nacional del Litio y la Gobernanza de los Salares, emitida en 2016, le encargó a Codelco que, junto con el Ministerio de Minería chileno, evaluara la factibilidad de explotar el litio existente en el Salar de Maricunga, mediante alianzas público-privadas, considerando el respeto y el cuidado de los ejes sociales, económicos y ambientales.

De esta forma, durante 2018 la compañía minera comenzó el diseño de su campaña de exploración y la elaboración de su Declaración de Impacto Ambiental (DIA).

Las más leídas