Víctor Góbitz: «Debemos pasar el sistema de trabajo de 30 x 15 para acortar los ciclos»

Víctor Góbitz: «Debemos pasar el sistema de trabajo de 30 x 15 para acortar los ciclos»

Las comunidades campesinas, antes que los gobiernos, son actualmente la prioridad de las mineras en esta época de pandemia y volatilidad. A juicio del ejecutivo minero y presidente del Instituto de Ingenieros de Minas del Perú Víctor Góbitz, «las comunidades campesinas están muy preocupadas por esta pandemia y claramente todos sabemos que si en los radios urbanos nuestro sistema de salud pública es precario, en estas zonas altoandinas, con frecuencia el mejor sistema de salud y seguridad lo tiene la mina».

Para el también director ejecutivo de Compañía de Minas Buenaventura, la pandemia ha cambiado las reglas de juego en el campo de la seguridad y los protocolos de sanidad. Los cambios que vislumbra Góbitz se darán por el flanco de las guardias de trabajo. Estás deberán ser más extensas para reducir las posibilidades de éxito del coronavirus. «Debemos pasar el sistema de trabajo de 30 x 15, por lo menos, para acortar los ciclos».

La minería peruana tiene muchos y diversos «atributos», dijo,  que la podrían poner en marcha antes que otras industrias pero habrá cambios probablemente permanentes en el protocolo sanitario. La minería en el Perú suele ser siempre una actividad remota y vigilada constantemente por la ciudadanía. Todas las minas cuentan con campamentos, comedores y hospitales y prácticamente el total de ellas están organizadas en guardias de 14×7.

Pero ahora con la presencia del Covid-19 siempre latente, la organización del trabajo en la mina permutará a una de células. Los mismos andarán siempre con los mismos, pernoctarán en habitaciones cercanas y hasta se alimentarán y trabajarán en grupos y mantendrán el menor contacto posible con los demás. Además se medida la temperatura corporal de cada individuo y se harán pruebas serológicas en cambio cambio de guardia y una más luego de siete días. Todas estas medidas, por supuesto, incluyen a las proveedoras.

Ahora bien, para que las mineras arranquen con éxito la era post coronavirus, insiste el presidente del IIMP que debe haber un consenso, una base sólida y plana para todas las empresas del sector: «Como industria, sin duda podemos implementar un nuevo estándar operativo y sanitario»

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)