Sostenibilidad ambiental y social es clave para la continuidad de las actividades de hidrocarburos

Sostenibilidad ambiental y social es clave para la continuidad de las actividades de hidrocarburos

Durante el desayuno ejecutivo Cambio de matriz energética e iniciativas sostenibles en el sector hidrocarburos, organizado por la AIPN y la SPE Sección Lima, con el auspicio de EY Perú, fue analizado el futuro de la industria desarrolladora de petróleo y gas rumbo a las nuevas políticas mundiales de sostenibilidad operacional en concordancia con las nuevas fuentes limpias de generación energética. Importantes actores empresariales y gremiales del sector expresaron sus puntos de vista.

En tal sentido, la country manager de Geopark en Perú, Bárbara Bruce, consideró que si el sector desea permanecer vigente en el mundo, deberá adaptarse a las nuevas demandas de la sociedad, es decir, prodigar un mundo más limpio y sano y favorecer el acceso a beneficios básicos de vivencia. «Con qué derecho nosotras las empresas podemos decirles a las comunidades que mejoraremos su calidad de vida, cuando hay un responsable que se ha ausentado por cientos de años dejándolas en el desamparo», exclamó. No obstante, precisó que no se debe culpar a la empresa ni al Estado, sino a la falta de preparación para corresponder a los compromisos ambientales y sociales que exige hoy el mundo.

En representación de la Sociedad Peruana de Hidrocarburos (SPH), Lisseth Manrique ejemplificó el caso de la empresa Repsol, cuyo propósito es cumplir la política de cero emisiones de carbono en todas sus operaciones a nivel mundial durante los siguientes 30 años. «Repsol se ha propuesto reducir sus emisiones en 10% en el 2025, en 20% en el 2035 y en 100% en el 2050, a través de la incorporación de tecnologías, biocombustibles, factura de carbono y reforestación».

A modo general, la presidenta del Comité Ambiental de la SPH instó al sector de compañías hidrocarburíferas a inculcar en sus proveedores a la adopción de prácticas eficientes que le permitan contabilizar sus emisiones y optimizar su gestión de residuos. «Es importante orientar a los socios estratégicos a asumir los mismos estándares de sostenibilidad ambiental, social y laboral que practicamos las empresas, acorde a una economía circular responsable con el entorno y la salud de las personas», reflexionó.

En tanto, Tiffany Bayly, jefa de Relaciones Institucionales de Tullow Oil, resaltó que la empresa ha dividido la gestión de la sostenibilidad en cuatro ejes: prosperidad compartida, para aprovechar la riqueza del desarrollo petrolero en cerrar las brechas sociales y fortalecer las capacidad locales; reducción de emisiones, a través del cumplimiento de procedimientos internos y estándares internacionales para evaluar los efectos de las actividades en la biodiversidad, la cultura y el entorno social; operaciones responsables, que garanticen la salud y seguridad de los trabajadores en paralelo con una producción eficiente; e igualdad y transparencia, aspectos clave para comunicar de mejor manera las actividades de la empresa a las comunidades y para construir relaciones sociales sólidas.

Finalmente, el consultor Carlos Gonzales sostuvo que no será posible el cumplimiento de los compromisos de sostenibilidad de las operaciones hidrocarburíferas, si es que los proyectos no son viables económicamente. Por tal motivo, propuso crear políticas públicas en pro de la exploración petrolífera y gasífera, derogar el decreto supremo 039-2010 EM que establece el valor mínimo para las regalías de gas natural exportado, eliminar procedimientos internos del Estado que privilegian a las empresas Top 100 para la negociación de los contratos de lotes, y modificar la actual Ley del Canon para el petróleo y gas.