Salud y empleo: la importancia de la salud mental en el trabajo

Salud y empleo: la importancia de la salud mental en el trabajo

Por Maria Elena Córdova, vicepresidenta de Recursos Humanos de ENGIE Perú

Luego de un año y medio de pandemia, la fatiga emocional sigue generando zozobra en la sociedad peruana y en el mundo.  Entre las muchas secuelas que el virus va dejando en todos los ámbitos de la vida hay una que no debería ser dejada de lado: la de los efectos hacia la salud mental. La coyuntura sanitaria, la económica, los problemas sociales, la convivencia o los problemas laborales, familiares, entre otros, gravitan en la estabilidad emocional de cada persona.

¡Conecta!  Con tu entorno, con la gente, con tu familia, con tus clientes, con la sociedad en general, con la naturaleza, con cada cosa que tus sentidos pueden apreciar y valorar.

En octubre del año pasado la OMS advirtió que la pandemia había detenido o reducido las defensas de salud mental, justo cuando eran más necesarias para suavizar los efectos sobre las personas. Es en ese contexto que muchas empresas han comenzado a incorporar dentro de sus estrategias de gestión humana, planes para abordar estos temas, velando por el bienestar emocional de los colaboradores.

Es así como, en ENGIE, como parte de las aristas de trabajo para nuestro equipo humano, venimos impulsando nuestro plan de salud mental, al que hemos denominado SaludableMENTE.  El objetivo es sensibilizar y entrenar a los colaboradores en temas de salud emocional. El plan consiste en múltiples charlas sobre control de emociones, ansiedad y manejo de escenarios complejos, riesgos psicosociales, equilibrio trabajo familia, entre otras y a beneficio de nuestros más de 500 colaboradores. Tienen un promedio de satisfacción del 90%. Adicionalmente, contamos con el plan «Desenchúfate», enfocado a la desconexión digital y dirigida al personal que labora en la modalidad de trabajo remoto, así como el valioso servicio de ayuda psicológica para nuestros colaboradores y sus familias directas (servicio anónimo llamado PEACE).

En este contexto, les comparto tres consejos para que todos nos cuidemos SaludableMENTE:

Maneja tus pensamientos. El pasado solo debe enseñarte lecciones aprendidas, pero ya pasó.  No te quedes en el pasado.  El futuro es algo que debes construir, pero sin exceso de «creatividad negativa», el futuro se construye con tu accionar presente.  Por tanto, concéntrate en el presente y toma plena consciencia de tu mente, tu cuerpo, tus pensamientos, sentimientos y todo lo que eres capaz de hacer. Abrázate a ti mismo primero, perdónate, felicítate, reconócete.  La autoestima es básica para construir relaciones armoniosas. Eres un ser humano con alto valor.

¡Conecta!  Con tu entorno, con la gente, con tu familia, con tus clientes, con la sociedad en general, con la naturaleza, con cada cosa que tus sentidos pueden apreciar y valorar. Conecta emocional y racionalmente, pero usando todos tus sentidos.  Valora esas conexiones y respeta las diferencias.

¡Pon el espejo frente a ti! La mente se fortalece cuando hay una combinación de factores que ayudan a mantener estabilidad:  duerme bien, aliméntate saludablemente, busca una actividad deportiva que te guste, dedica tiempo para ti mismo, busca armonía en tus relaciones interpersonales, busca ayuda si la necesitas, busca equilibrio espiritual, físico y emocional.  Y finalmente ríe…sonríe, porque siempre hay un motivo positivo para sonreír y agradecer.  

Autor: Energiminas (info@prensagrupo.com)