«Planta de amoniaco y urea de Bulo Bulo nunca generó utilidades al Estado boliviano»

«Planta de amoniaco y urea de Bulo Bulo nunca generó utilidades al Estado boliviano»

El ministro de Hidrocarburos boliviano, Víctor Hugo Zamora, denunció ante la Comisión de Economía Plural de la Cámara de Diputados de su país que la planta de amoniaco y urea de Bulo Bulo, en la localidad de Cochabamba, «nunca generó utilidades al Estado Boliviano y siempre trabajó a pérdida».

Citado por la ABI, la agencia de noticias oficial del país vecino, desde cuya cuenta en Twitter extraemos la noticia, el funcionario cercano al pasado gobierno de Evo Morales, hoy refugiado en México, sostuvo que la mayor parte de la urea producida en planta de Bulo Bulo se exportó a Cuba y Brasil.

La planta petroquímica de Bulo Bulo es la primera de su clase construida en Bolivia. En apariciones pasadas ante la prensa, Evo Morales sostuvo que entre el 80% y 90% del producto sería destinado al mercado externo, principalmente a Brasil y Argentina y entre el 10% y 20% de la producción, al mercado interno.

Esta infraestructura, dijo en frecuentes ocasiones Evo Morales a la prensa, que será el primer megaproyecto 100% petroquímico que consolidará la industrialización del gas natural para generar ingresos con mayor valor agregado en beneficio del pueblo boliviano. Más de US$900 millones invirtió Bolivia en el proyecto.

A través de un proceso químico en un reactor, el gas natural se convierte en amoniaco en una primera fase. El producto tiene diferentes usos industriales, pero Bolivia tomó la decisión de utilizarlo como materia prima para que obtener urea como producto final, usado actualmente como fertilizante.

La planta de amoniaco y urea trabajaba a una capacidad promedio de menos del 50%. La planta de amoniaco y úrea fue inaugurada el 14 de septiembre de 2017.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)