La Fed recrudece su lucha contra la inflación y sube tasa de interés medio punto por primera vez en 22 años

La Fed recrudece su lucha contra la inflación y sube tasa de interés medio punto por primera vez en 22 años

El banco central de Estados Unidos incrementó medio punto los tipos de interés, el incremento más alto desde el 2000, dejándolos en la franja del 0,75% al 1%, con el objetivo de frenar una inflación que trepó al 8,5% en marzo, el ritmo más rápido en cuatro décadas. La Reserva Federal (Fed), pues, ha cumplido con las expectativas de los mercados frente a la mayor escalada de la inflación en 40 años en los Estados Unidos.

Su presidente, Jerome Powell, ha explicado en rueda de prensa que el motivo para subir los tipos es que «la inflación es demasiado alta y entendiendo las dificultades que está causando tenemos las herramientas que necesitamos y la determinación que se necesita para restaurar la estabilidad». La meta consiste en frenar la inflación sin causar una recesión.

Powell ha avisado de que en los próximos meses podrían venir más subidas iguales. «Más subidas de 50 puntos básicos están en la mesa en las próximas reuniones», añadió. «Puede que haya más sorpresas en el futuro, y haremos todo lo posible para no añadir más incertidumbre a una situación que ya lo es»,  aunque rechazó la posibilidad de subir los tipos 75 puntos básicos de golpe. «Creemos que la senda actual es la correcta», ha asegurado. «Si vemos lo que esperamos, habrá subidas de medio punto en los próximos dos encuentros». El organismo ha pisado el acelerador en el proceso de normalización de su política monetaria.

El presidente de la Fed rechazó en la rueda de prensa que las subidas de tipos vayan a causar una recesión en EEUU este año: «Esperamos un crecimiento sólido este año. El mercado laboral está a pleno rendimiento, es un buen momento para ser un trabajador. No hay nada que indique que la economía es vulnerable a una recesión». En opinión del banco central estadounidense, «el PIB crecerá más de un 2% este año».

La economía estadounidense vive un momento de contradicción. El PIB se contrajo un 1,4% en el índice anualizado. En paralelo, el mercado laboral muestra fuerza. La Fed ha sido criticada por actuar con excesiva lentitud en determinar este problema, cosa que, remarcan los expertos, lo ha agravado bastante más.

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)