IPE: Aún quedan 250.000 puestos de trabajo adecuado por recuperar solo en la capital

IPE: Aún quedan 250.000 puestos de trabajo adecuado por recuperar solo en la capital

Según la nueva edición del ‘Termómetro económico’ del Instituto Peruano de Economía (IPE), y de acuerdo con los últimos indicadores de la actividad económica, se observan en el panorama importantes riesgos para la producción, la inversión privada y el empleo.  

En agosto, la economía nacional creció 1.7%, ligeramente por encima de julio (1.4%). No obstante, se trata de una de las cifras más bajas desde febrero del 2021, cuando la economía aún estaba limitada por las restricciones aplicadas frente a la pandemia.  

La actividad minera, por su parte, se estancó en setiembre al registrar un crecimiento casi nulo (0.05%) respecto al mismo mes del 2021. Este resultado respondió a los menores volúmenes de metales como molibdeno (-37.9%) y oro (-9.3%), que contrarrestaron la mayor extracción de cobre (+12.8%), explicada, principalmente, por el inicio de operaciones de Quellaveco.  

Respecto a los indicadores relacionados con la inversión privada, afirma el IPE que el despacho local de cemento retomó una tendencia a la baja en setiembre al crecer solo 2.2%, menos de la mitad de lo registrado el mes previo (4.9%).  

Por su lado, la recuperación del empleo adecuado en Lima Metropolitana continuó desacelerándose y se ubicó 8.1% por debajo del nivel de 2019. Es decir que aún quedan 250 mil puestos de trabajo adecuados por recuperar solo en la capital.  

Sobre el consumo de los hogares, la venta de pollo en los centros de acopio de Lima Metropolitana continuó recuperándose ante la continua reducción de los precios, los cuales bajaron de un promedio de S/6.9 por kg. en setiembre a S/6.3 en octubre.  

En este escenario, las expectativas de la economía a tres meses se deterioraron en octubre, acumulando 19 meses en terreno pesimista.  

Por otro lado, luego de seis meses consecutivos de caída, el volumen de las importaciones de bienes de capital creció 3% en agosto y, según estimaciones del IPE, habría crecido 5.6% en setiembre.  

En tanto, la generación eléctrica se desaceleró ligeramente en octubre al registrar un crecimiento de 5%, por debajo de lo observado el mes previo (5.2%).   

En el ámbito fiscal, en octubre, la inversión pública creció 32.1% en términos reales y continuó siendo impulsada por el mayor gasto de los gobiernos subnacionales (+51.4%). Por su parte, la inversión del Gobierno Nacional aumentó 11.1%. Sin embargo, sin los recursos ejecutados para la Reconstrucción con Cambios hubiera caído por tercer mes consecutivo (-0.4%).

Autor: Jean Pierre Fernandez (jpfernandez@prensagrupo.com)