Entrevista | El ingreso de Qualcomm a las minas del Perú con el 5G

Entrevista | El ingreso de Qualcomm a las minas del Perú con el 5G

Es muy probable que algún componente construido por la empresa Qualcomm haya sido incluido en su smartphone personal pues son los creadores y diseñadores de los procesadores Snapdragon. Pero ahora quieren ganar terreno en otros negocios como el minero. En un mundo que se prepara para la digitalización de todo y la automatización por completo, Qualcomm aspira a posicionarse en un buen carril de la línea de partida y apunta al Perú como una plaza aún no conquistada por la tecnológicas y a la minería como la industria que puede darle el impulso global para su negocio de 5G.  Pratik Das, staff manager, technical Marketing de Qualcomm, habla de una revolución digital en productividad y seguridad.

¿Qué es lo que le permitirá la red 5G de Qualcomm a las minas que antes no era posible?

Fundamentalmente, la tecnología 5G fue concebida para ir más allá de los teléfonos inteligentes y la banda ancha móvil para servir al Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés), incluido el IoT industrial (IIoT). Nuestras plataformas RAN 5G, los dispositivos móviles y de computación, los módems IoT, las plataformas de robótica y las soluciones wearable, se unen para crear redes privadas 5G de alto rendimiento que cumplen con los exigentes requisitos de los casos de uso industrial. 

Las minas poseen entornos difíciles para una conectividad inalámbrica fiable. Mientras que las minas de superficie pueden cubrir áreas muy grandes, las minas subterráneas pueden tener redes profundas, y ambas exigen una conectividad fiable con amplia cobertura, alta capacidad y movilidad. 

La red 5G se diseñó desde el principio para hacer frente a estos retos. La variedad de formas en que la tecnología 5G puede ayudar es también muy amplia. Imagínese poder conectar trabajadores, vehículos, máquinas, sensores, sistemas de seguridad, análisis y aprendizaje automático (ML) o inteligencia artificial (AI), todo ello con una red privada 5G de alto rendimiento. Con nuestra amplia gama de productos y nuestros socios tecnológicos, nos entusiasma poder hacerlo.

¿Todas estas ventajas se traducirán en más seguridad y más productividad?

Estamos seguros de que sí. Veamos primero la seguridad. La seguridad no es el resultado fortuito de las buenas intenciones, sino el resultado esperado de una combinación de muchas cosas: un conocimiento profundo de las operaciones y las interdependencias, una planificación meticulosa, la utilización de las herramientas, máquinas y sistemas adecuados para las operaciones seguras, una supervisión exhaustiva y, cuando ocurre lo inesperado, una respuesta rápida. 

La conectividad 5G ofrece una vía fiable para las comunicaciones críticas entre los trabajadores, los sensores, los sistemas operativos y los gestores, los mecanismos de seguridad automatizados e incluso los equipos de respuesta rápida, para atender las necesidades operativas a través de lo esperado y lo inesperado.

Cuando una operación minera se diseña para la seguridad, la productividad es un subproducto natural, pero podemos hacer más. Al hacer llegar la información correcta a donde se necesita, a dispositivos móviles como teléfonos, tabletas y wearables, para que se puedan tomar decisiones informadas rápidamente, y al adaptar las operaciones rápidamente a la situación, podemos mejorar la eficiencia operativa. Al utilizar la analítica conectada para el mantenimiento proactivo de máquinas y vehículos, podemos reducir el tiempo de inactividad operativa. Mediante el uso de vehículos terrestres autónomos (AGV) y cámaras inalámbricas de alta resolución, podemos obtener rápidamente el enfoque de los expertos sobre las situaciones que se desarrollan en diferentes rincones de la mina para una respuesta rápida sin necesidad de que el experto llegue primero al lugar. Incluso podemos conectar drones aéreos para controlar la seguridad, garantizarla y vigilar el entorno natural. 

Siendo tan versátil como es, la tecnología 5G debería ser capaz de conectar nuevos dispositivos y máquinas, y servir para nuevas funciones. Por lo tanto, confiamos en que no solo se impulse la productividad a corto plazo, sino que también se mantengan las mejoras de productividad en el futuro.

¿Las mineras quieren estar listas para la implementación del 5G en sus operaciones? ¿Esa es la percepción que tienen en Qualcomm? 

Tenemos muchas esperanzas de que lo hagan y no solo porque la tecnología 5G responde a… Para seguir leyendo esta entrevista que aparece en la edición N°88 de la revista Energiminas, puede hacer clic aquí.

Autor: Energiminas (info@prensagrupo.com)