Canadá rechazará cualquier proyecto futuro de minería de carbón térmico

Canadá rechazará cualquier proyecto futuro de minería de carbón térmico

El gobierno canadiense ya no aprobará proyectos de minería de carbón térmico debido a su contribución a la crisis climática. «Los nuevos proyectos o expansiones de minería de carbón térmico no están en línea con la ambición que los canadienses quieren ver sobre el clima, o con los compromisos climáticos nacionales e internacionales de Canadá», dijo el ministro de Medio Ambiente, Jonathan Wilkinson, en un comunicado mientras los líderes del G-7 se reúnen en el Reino Unido para su primera cumbre en persona desde la pandemia.

Canadá es el único país del G-7 que vio aumentar sus emisiones de carbono entre 2015 y 2019, y el primer ministro Justin Trudeau se ha enfrentado a críticas globales por su historial climático, refirió la agencia Bloomberg, desde donde extraemos la noticia. La declaración señaló que la quema de carbón térmico es el mayor contribuyente al cambio climático en el mundo y una fuente importante de contaminación tóxica. «En consecuencia, esta posición informará la toma de decisiones federal sobre proyectos de minería de carbón térmico», dijo el gobierno canadiense.

Canadá produjo 57 toneladas métricas de carbón en 2019, de las cuales menos de la mitad (47%) es carbón térmico utilizado para generar electricidad, y el resto es carbón metalúrgico utilizado para la fabricación de acero. La electricidad a carbón suministra menos del 10% de las necesidades del país y el gobierno ha dicho anteriormente que se eliminará por completo para 2030. El noventa y cinco por ciento de las exportaciones de carbón de Canadá en 2019 fueron carbón metalúrgico.

Una fuente mucho mayor de emisiones de carbono proviene de la producción de arenas petrolíferas del país. Los principales productores de arenas petrolíferas de Canadá anunciaron que construirán una infraestructura de captura de carbono para alcanzar emisiones netas cero en 2050.  Trudeau ha prometido que Canadá reducirá sus emisiones entre un 40% y un 45% por debajo de los niveles de 2005 para 2030.

«El anuncio de política de hoy brinda claridad y certeza regulatoria para la industria, los inversionistas y los canadienses. Representa otro paso crítico en nuestro camino compartido hacia un futuro más limpio y próspero, y coloca a Canadá entre los primeros países del G-7 en adoptar tal política», dijo el gobierno en el comunicado.

Aunque Alberta, el corazón energético del país, ha estado eliminando gradualmente la generación a carbón durante años, la provincia occidental sigue siendo un importante productor y exportador de carbón.

Autor: Energiminas (info@prensagrupo.com)