Brasil: Existe el riesgo de una nueva catástrofe en Brumadinho

Brasil: Existe el riesgo de una nueva catástrofe en Brumadinho

Dos días después de la catástrofe humana y medioambiental ocurrida en el pueblo minero de Brumadinho, ubicado en el estado de Minas Gerais (Brasil), por la rotura de una presa de relaves de una mina operada por la gigante Vale, se tuvo que realizar la evacuación de unas 24 mil personas (más de la mitad de los habitantes del lugar), en la madrugada del domingo, ante el riesgo de la rotura de un dique que almacena alrededor de un millón de metros cúbicos de agua.

La evacuación obligó a suspender la búsqueda de los más de 300 desaparecidos que dejó el derrame de un mar lodo rojizo con residuos férricos que cubrió las instalaciones de la mina de hierro Córrego de Feijão y las casas de los alrededores.

Las autoridades de Minas Gerais señalan que en esa jurisdicción hay 22 relaveras

Son 58 las víctimas mortales hasta el momento y la desesperación de los familiares de los desaparecidos aumenta con el paso de las horas. La balsa que colapsó contenía casi 12 millones de metros cúbicos de residuos mineros y contaba con todas las licencias pertinentes.

A nivel de las autoridades se viene analizando la efectividad de los procesos para dar licencias a las operaciones mineras y a la correspondiente fiscalización.

El ministro de Seguridad Institucional de Brasil, Augusto Heleno, declaró que “es urgente que las balsas (mineras) de todo el país que supongan mayor riesgo sean sometidas a un nuevo estudio».

Las autoridades de Minas Gerais señalan que en esa jurisdicción hay 22 relaveras con problemas de estabilidad. Por lo pronto, los bomberos han drenado la presa de agua para aminorar el riesgo de una segunda catástrofe.

Vale es la mayor firma minera de Brasil y está vinculada a la mina Mariana donde, en el 2015, se produjo una rotura similar que causó el mayor desastre ambiental conocido en el país.

El lunes se unirán 136 militares israelíes, enviados por el primer ministro Benjamín Netanyahu, uno de los principales aliados del nuevo presidente de Brasil, el nacionalpopulista Jair Bolsonaro.